septiembre 2019
Javier Pereda Portela

Dermatophagoides Siboney, endémica del Caribe

Los ensayos clínicos controlados con las vacunas VALERGEN han evaluado su eficacia y seguridad en el tratamiento del asma alérgica tanto por la vía inyectable como sublingual, induciendo una mejoría clínica significativa consistente en:

  •  Reducción de los síntomas de asma.
  • Disminución de la medicación convencional en comparación con los pacientes sometidos exclusivamente a tratamiento farmacológico (antihistamínicos, broncodilatadores y corticoesteroides).
  • Una mejoría moderada, pero significativa de la función respiratoria.

Tanto por la vía sublingual como por la inyectable, el esquema de dosis puede ser adaptado a cada paciente en dependencia de su sensibilidad, reacciones adversas y efectividad clínica. La eficacia de ambos tratamientos es similar.

Aunque la mejoría clínica suele ser significativa a solo semanas después de iniciado el tratamiento, se recomienda que se extienda durante al menos tres años para lograr una mayor perdurabilidad del efecto, una vez descontinuado.

Vías de administración de Valergen – DS

VÍA INYECTABLE

Duración: 13 semanas durante el Primer año

Fase de incremento

  •   Dosis crecientes
  •   Frecuencia semanal

Fase de mantenimiento

  •   Dosis constantes
  •  Frecuencia mensual

 

VÍA SUBLINGUAL

Duración: 3 semanas

Fase de incremento 

  • Dosis crecientes
  • Frecuencia diaria

Fase de mantenimiento

  • Dosis constantes
  • Frecuencia 2 veces por semana

DESARROLLO DE VACUNAS ALERGÉNICAS DE ÁCAROS

2005

Primeras vacunas estandarizadas obtienen el Registro Sanitario en Cuba (forma inyectable)

 

2008

Obtienen el Registro Sanitario en Cuba (gotas sublinguales)

Forman parte del Cuadro Básico de Medicamentos de Cuba.

 

2017

Se alcanzan cerca de 25 000 tratamientos anuales. Estas vacunas han sido introducidas progresivamente a escala nacional, abarcando todas las provincias con más de 60 servicios de alergia.